Ejemplos de contaminacion fisica en los alimentos

Ejemplos de contaminación física

El peligro microbiológico se produce cuando los alimentos se contaminan con microorganismos que se encuentran en el aire, los alimentos, el agua, la tierra, los animales y el cuerpo humano. Muchos microorganismos son útiles y necesarios para la vida misma. Sin embargo, si se dan las condiciones adecuadas, algunos microorganismos pueden causar una enfermedad de origen alimentario. Los microorganismos comúnmente asociados a las enfermedades de origen alimentario incluyen bacterias, virus y parásitos.

Los metales tóxicos como el cobre, el latón, el cadmio, el plomo y el zinc pueden ser una fuente de contaminación química. El zinc, utilizado en los contenedores galvanizados (cubos de basura) y en los recipientes de esmalte gris que pueden estar chapados con anatomía o cadmio, puede envenenar alimentos ácidos como el zumo de naranja o la salsa de tomate y los encurtidos. Los platos de cerámica con esmalte de plomo no deben utilizarse para preparar o servir alimentos.

Las sustancias químicas añadidas intencionadamente ayudan a mantener la frescura de los alimentos o a potenciar sus sabores. Compruebe la etiqueta de los ingredientes de los alimentos para obtener más información sobre los aditivos. El uso excesivo de algunos aditivos se ha vinculado (ver las Hojas Informativas sobre Alergias Alimentarias y Aditivos Alimentarios) a casos de reacciones alérgicas letales

¿Cuáles son los 5 contaminantes físicos de los alimentos?

Los ejemplos más comunes de contaminantes físicos de los alimentos son el metal, el vidrio, el plástico, el caucho, la madera, la piedra y el hueso.

¿Cuál es un ejemplo de contaminación física?

Los contaminantes físicos también se denominan riesgos físicos o materias extrañas. Los dientes de musaraña en un producto agrícola o un trozo de alambre en un producto cárnico son ejemplos. Los trozos de vidrio, los fragmentos de metal, las astillas de hueso y los huesos pueden causar graves daños cuando se ingieren.

  Alimentos para que te crezca el pelo

¿Cuál es la fuente más común de contaminación física de los alimentos?

Los objetos más comunes que contaminan los alimentos son el vidrio, el pelo, el metal, las joyas, la suciedad y las uñas. La contaminación física de los alimentos también puede provenir del entorno, incluido el edificio y el equipo que se utiliza, como el yeso, las escamas de pintura y las fijaciones de los tornillos.

3 tipos de contaminación en los alimentos

Los alimentos pueden ser contaminados accidental o deliberadamente por riesgos microbiológicos, químicos o físicos. A diferencia de las enfermedades de transmisión alimentaria de origen microbiológico, la relación entre la exposición y el efecto de los peligros químicos en los alimentos suele ser complicada debido a las bajas dosis acumulativas y al retraso entre la exposición y la aparición de los síntomas. Entre los peligros químicos se encuentran los contaminantes ambientales, los ingredientes alimentarios (como el yodo), los metales pesados, las micotoxinas, las toxinas naturales, el almacenamiento inadecuado, los contaminantes del procesamiento y los medicamentos veterinarios. Se han producido incidentes por una mala cosecha o almacenamiento de los cereales, por el uso de productos veterinarios prohibidos, por vertidos industriales, por errores humanos y por adulteración y fraude deliberados[1].

Un “incidente” de contaminación química de los alimentos puede definirse como la aparición episódica de efectos adversos para la salud de los seres humanos (o de los animales que podrían ser consumidos por los seres humanos) tras una elevada exposición a determinadas sustancias químicas, o los casos en los que se han detectado concentraciones episódicamente elevadas de peligros químicos en la cadena alimentaria y se han rastreado hasta un acontecimiento concreto[1].

  App contra el desperdicio de alimentos

5 formas de contaminación de los alimentos

La contaminación de los alimentos puede tener graves consecuencias tanto para los consumidores como para las empresas alimentarias. Puede causar daños a la salud y la seguridad de los consumidores y puede afectar drásticamente a la reputación de una empresa si alguien resulta perjudicado en ella.

Aunque la mayoría de la gente cree que sólo hay tres tipos de contaminación, en realidad hay cuatro que debe conocer. Es esencial que conozca estos cuatro tipos para proteger la salud de sus clientes y la reputación de su negocio.

La contaminación de los alimentos es peligrosa. Las consecuencias de comer alimentos contaminados van desde la enfermedad hasta la muerte. Por ello, es fundamental que entienda cuáles son los cuatro tipos de contaminación y cómo puede evitar que afecten a la seguridad de los alimentos.

Nuestra gama de cursos de formación en higiene alimentaria tiene como objetivo proporcionarle los conocimientos necesarios para cumplir los requisitos de higiene alimentaria. Si no está seguro de qué curso es el adecuado para usted, eche un vistazo a nuestra página Elegir un curso de higiene alimentaria, que le ayudará a decidir.

Ejemplos de contaminantes químicos

La seguridad de los alimentos es de suma importancia para los procesadores y las empresas alimentarias, no sólo por el riesgo que supone para la salud humana, sino en términos de reputación empresarial y beneficios. Por ello, la prevención de cualquier tipo de contaminación es una parte esencial de la garantía de calidad en el procesamiento de alimentos. Hoy vamos a investigar algunos ejemplos diferentes de contaminación física de los alimentos y cómo prevenirlos en su línea de procesamiento.

Tradicionalmente, existen tres tipos principales de contaminación alimentaria: física, química y biológica. Sin embargo, hoy en día es cada vez más común referirse a cuatro tipos: química, microbiana (biológica), física y alergénica.

En Australia y Nueva Zelanda, la alergia a los alimentos se da en alrededor del 10% de los bebés, entre el 4 y el 8% de los niños y en torno al 2% de los adultos. Los procesadores de alimentos actuales deben prestar mucha atención a los contaminantes alergénicos, como los frutos secos y el gluten, que pueden provocar una reacción alérgica y/o una enfermedad grave a algunas personas.

  Alimentos ricos en vitaminas y minerales

Esta lista no es exhaustiva. Hay muchos tipos de contaminantes físicos y un sinfín de formas de que entren en los alimentos. Esto hace que su eliminación sea muy difícil. Así pues, veamos las mejores formas de prevenir la contaminación física de los alimentos.

Deja tu correo si quieres recibir emails sobre fitness y formación alimentaria

¡Prometemos que nunca te enviaremos spam!

Ejemplos de contaminacion fisica en los alimentos

Deja tu correo si quieres recibir emails sobre fitness y formación alimentaria

¡Prometemos que nunca te enviaremos spam!

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad