Saltar al contenido
Piramide Alimentícia

La Intolerancia a la Lactosa y sus sintomas

intolerancia a la lactosa síntomas

El cuerpo humano es algo complejo y a veces difícil de entender pero hay que seguir sus órdenes. El tema digestivo, por ejemplo, es uno de los que afecta a muchas personas. Sobre todo los niños recién nacidos. ¿Algunas vez has escuchado hablar de la intolerancia a la lactosa? Aunque parezca algo sin importancia no lo es.

Te preguntarás pero ¿eso es una enfermedad? la respuesta es, sí, y muy común. La produce la incapacidad de digerir el azúcar que contiene la leche y en los lacticinios. La falta de la enzima que asimila la lactosa conlleva a la aparición de síntomas gastrointestinales cada vez que se consume un producto a base de lácteo.

¿Eres de los que se siente mal al tomar un vaso de leche? Si es así, probablemente, seas intolerante a la lactosa. Para saber más detalles sobre qué es ser intolerante a la lactosa, síntomas y los alimentos que la producen, continúa leyendo este artículo que seguro será de mucha utilidad para ti o tu familia y responderá muchas de tus interrogantes.

¿Qué es la lactosa?

De la unión de una molécula de glucosa y otra de galactosa, se produce la lactosa. Que no es más que el azúcar que contiene la leche y que está presente en la cava, cabra, oveja y en la leche materna. También se usa en la industria farmacológica y en algunos alimentos procesados.

¿Qué es ser intolerante a la lactosa?

La intolerancia puede ser leve o severa, dependiendo de la cantidad que consuma la persona y de cómo su cuerpo la procese. Al menos un 5 % la leche de vaca comercializada contiene lactosa. Cuando falla la enzima lactosa, capaz de separar la lactosa en dos azúcares simples mientras se produce la digestión, no se puede asimilar y se produce la intolerancia.

Cuando ocurre este fallo en la enzima, la lactosa no se asimila en el intestino delgado y buena parte de ella llega al colon. Se fermenta un producto de las bacterias en el intestino, un procedimiento que resulta de la producción de gases de hidrógeno y ácidos.

¿Sabes por qué muchas personas, después de tomar leche, tiene una visita segura al baño? Pues, pasa que la lactosa, por ser una sustancia muy osmótica, genera agua y sales minerales de la pared del colon, lo que produce una mayor cantidad de heces.

¿Cómo compensar la intolerancia a la lactosa?

La mayoría de las personas que son intolerantes a la lactosa, suelen padecer de malnutrición y pérdida de peso ante la falta de este producto tan importante para los seres humanos. Por lo tanto, debe considerarse prioridad consumir otros alimentos que compensen la falta de leche.

Aquí tienes una lista de varias vitaminas y minerales que se consiguen con facilidad y que puedes comer sin problemas:

 A: Zanahoria, brócoli, patata, espinacas.
 D: Huevos, organismo por el sol, hígado de bacalao.
 E: Aceites vegetales de maíz, almendras, cacahuetes, avellanas, nueces.
 K: Tomates, apio, moras
  • Calcio: Pescado, mariscos, sardina.
  • Magnesio: Manzanas, alubias, ostras, limón.
  • Potasio: Plátanos, pollo, aguacate.
  • Fósforo: Frijoles, pavo.

Aunque la mayoría de estos productos son naturales y los puedes consumir sin problemas porque no tienen lactosa, existen alimentos que han fabricado sin lactosa o deslactosados que puedes comer y ubicarlos en tiendas especialistas en este tipo de productos.

¿Es importante tratar la intolerancia a la lactosa?

Algunas personas que sufren de intolerancia a la lactosa creen que no es necesario corregir esta enfermedad y continúan la vida sin tratamiento y, simplemente, dejan de consumir leche o cualquier otro de sus derivados. Con este problema es muy importante que se lleve un tratamiento porque, de lo contrario, será cada vez peor.

Una de las enzimas más delicadas y vulnerables es la de la lactosa, así que si siguen ingiriendo este producto, se agrandará la lesión de la mucosa y se producirá un especie de círculo vicioso.

¿Los niños también pueden ser intolerantes a la lactosa?

Los niños recién nacidos también producen la enzima lactosa porque deben digerir la leche materna. En ellos también se puede producir la intolerancia a la lactosa, sobre todos los bebés prematuros, aunque generalmente esto viene relacionado con un defecto genético. Los que nacen en términos normales, podrían presentar síntomas a partir de los 3 años.

Si esto ocurre en los primero tres años de vida, lo más probable, es que el pediátra incluya una dieta en su sistema alimenticio. Afortunadamente hay leche deslactosada que se le puede dar a los pequeños. Aunque este no es único problema que podrían afrontar durante la infancia, cada vez son más los niños que también son intolerantes al gluten o trigo, se les llaman celíacos.

¿Cuáles son los síntomas de un celíaco?

Los celíacos son personas que por lo general tienen intolerancia al gluten del trigo, cebada, centeno. Esta enfermedad causa graves daños al intestino delgado y genera alteración en la absorción de vitaminas, minerales y nutrientes.

Generalmente los síntomas son atípicos. Es decir, no hay síntomas presentes. Sin embargo, los celíacos suelen perder peso y apetito, sufren de fatiganáuseas, distensión abdominal, diarrea, alteración de emociones o carácter, meteorismo, vómitos y anemia.

En el caso de los niños, presentan síntomas intestinales y retraso en el crecimiento. Si tu hijo tiene estos síntomas además de irritabilidad en el carácter y anorexia, probablemente, sea celíaco.

¿Cómo saber si eres intolerante a la lactosa?

Para saber si alguien es o no intolerante a la lactosa no solamente es a través de los síntomas sino también es importante realizar una prueba: Después de consumir lactosa, se mide la glucosa en la sangre para verificar si se produjo una alteración en los niveles normales.

Cuando la lactosa no es digerida y la glucosa que contiene no se absorbe, quiere decir que es un paciente intolerante a la lactosa. Al contrario de lo que les ocurre a las personas sanas, donde la lactosa se descompone en glucosa y galactosa, la absorbe el intestino y es liberada en el torrente sanguíneo.

¿Cuáles son los síntomas de la intolerancia a la lactosa?

Unas dos horas después de ingerir leche o algún derivado, a veces hasta 30 minutos más tarde, la persona comienza a sentir intolerancia lactosa síntomas: irritabilidad abdominal.

Otros síntomas más comunes son: diarrea, gases, calambres en el estómago y abdomen dilatado. En ciertos casos, también produce dermatitis en el área anal porque las heces son más ácidas, debido a la fermentación de lactosa por las bacterias.
Mientras que otras personas pueden presentarse signos sistemáticos, que van más allá del área intestinal: fatiga, dolor muscular y articular, dolor de cabeza, úlceras bucales, depresión, nerviosismo, enfermedades cutáneas o reacciones alérgicas.

¿Cómo se debe tratar la intolerancia a la lactosa?

Básicamente, y lo único que va a hacer que un paciente intolerante a la lactosa mejore, es la dieta o evitar el consumo de lácteos. Algunas personas que padecen esta enfermedad, toleran algunos productos y solo necesitan suspender ciertos alimentos.
En la mayoría de los casos, el paciente no es tratado con fármacos. Con que cumplan estrictamente una dieta, es suficiente.

¿Qué alimentos provocan la intolerancia a la lactosa?

Aunque en cada persona se producen diferentes reacciones, algunos de los productos con lactosa que generan intolerancia son derivados de los lácteos como leche, queso, yogur, helados y cualquier otro derivado.
Definitivamente, el consumo directo de leche genera mayores molestias en los intolerantes, mientras que el yogur se tolera mejor porque su fermentación reduce la lactosa a la mitad. Además, en algunos mercados se puede conseguir yogur sin lactosa.
Por otro lado, el queso es más tolerable porque contiene menos lactosa, por ser fermentados, y su digestión es más lenta. Los pasteles también suelen generar problemas de intolerancia.
De este modo, es recomendable que antes de comprar un producto leas la etiqueta de los ingredientes que contiene para que evites problemas al consumirlo. A veces sin saberlo, hay algunos productos que están compuestos de lactosa, leche en polvo, suero o nata. De hecho, algunos yogures desnatados tienen leche en polvo para darle textura y por tanto, contienen más lactosa.

¿Qué hacer si presentas algunos síntomas de intolerancia?

Siempre será más recomendable asistir a un médico. Seguramente, éste te indicará hacerte la prueba de intolerancia a la lactosa y, de resultar positiva, te sugerirá una dieta que debes cumplir estrictamente para poder mejorar.

¿Es lo mismo la intolerancia a la lactosa que la alergia?

Aunque pareciera que están relacionadas ambas cosas, y que tenga un mismo origen, no lo están. Cuando la proteína de la vaca produce alergia quiere decir que hay un agente dañino en el cuerpo, que desencadena en hinchazones, picazones y, en algunos casos, el sistema respiratorio puede verse involucrado, así como los ojos y la piel.
Mientras que la intolerancia, tiene más que ver son el sistema digestivo y provoca otros síntomas más internos e irritables.

¿La intolerancia  a la lactosa es un hecho reciente?

Aunque ahora se escucha hablar más sobre la intolerancia a la lactosa, no es un hecho reciente. De hecho, existen análisis genéticos de los restos de los primeros pobladores, 8000 a.C, que eran sedentarios y que padecían de intolerancia a la lactosa.
La diferencia radica en que es ese tiempo no existía la tecnología de ahora para detectarla.

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar